Laibach

Laibach, la banda con estética fascista que ha tocado en Corea del Norte

Siempre me he considerado un gran aficionado a la historia de la música. Todo artista nace en un contexto sociocultural determinado y este -en muchas ocasiones- acaba marcando la evolución de dicho artista o incluso de dicho género. Algunos de mis artículos escritos en esta web han hablado del nacimiento del thrash metal brasileño, del origen y evolución del corpsepaint en la música rock o del boom del skate punk californiano de los 90’s.

Hoy me gustaría seguir ahondando en la historia de la música y hablar de una de las bandas más bizarras y eclécticas que ha dado el Viejo Continente, los eslovenos Laibach. Para hablar de ellos es necesario retroceder más de 40 años y hablar de la Europa de la Guerra Fría.

Nacimiento de Laibach

Laibach nacen en la antigua Yugoslavia cerca de 1980, tomando la denominación de la capital eslovena -Liubliana- en alemán. Este fue el nombre oficial de la ciudad durante la época del Imperio Austrohúngaro y durante la ocupación nazi del país, por lo que posee una fuerte carga simbólica.

Aquellos fueron años muy convulsos en la antigua Yugoslavia, Tito falleció ese mismo año y las tensiones étnico-religiosas empezaron a acentuarse profundamente hasta el estallido en la década de los 90’s de las guerras yugoslavas, último gran conflicto bélico ocurrido en suelo europeo y que dejó más de 140.000 muertos. Existía por aquellos años en Yugoslavia un notorio ambiente militarista y una gran exaltación de los valores nacionales. Laibach tomó prestados estos dos elementos y ambos se convirtieron en dos de sus pilares.

laibach band 1983 170623 1920x
Laibach durante la época del NSK. Se puede apreciar la estética militarista adoptada por los miembros.

Una vez tomado el espíritu militarista y el carácter nacional como elementos propios quedaba el último y más polémico de todos que marcaría la historia de la banda. Laibach tendría una inspiración estética fuertemente influenciada por los fascismos de la década de los 30’s en Europa. El nacimiento de Laibach estuvo profundamente vinculado al colectivo artístico Neue Slowenische Kunst (Nuevo arte esloveno en alemán).

Este colectivo de artistas eslovenos también emplearon la estética fascistoide y futurista italiana, explotando al máximo la compleja relación de Eslovenia con la cultura y el pueblo germano. Aún a pesar de la represión cultural de la dictadura yugoslava, aquellos años fueron enormemente fértiles para la cultura yugoslava y bajo este contexto se criaron desde el filósofo anarco-pop Slavoj Zizek hasta la madre de las performances modernas, Marina Abramovic.

Hay que aclarar que el uso de dicha estética y elementos propios del fascismo nace como una forma de provocación y crítica cultural, una manera de subversión afirmativa contra todo lo que estas ideologías representan. El propio Slavoj -marxista convencido- escribió en 2017 un artículo en el que exponía el por qué Laibach nunca han sido una banda fascista y el significado del uso de dichos elementos.

440px NSK Passport
Durante las guerras yugoslava de los 90’s el colectivo NSK se dedicó a imprimir sus propios pasaportes como forma de protesta.

Fuera del plano político, Laibach nacen como una banda de Industrial fuertemente influenciada por el Krautrock germano. Sus primeros trabajos carecían de guitarras eléctricas y eran puro avant-garde musical hecho con sintetizadores. No olvidemos que debido a la censura y al gran bloqueo cultural al que estaba sometido el bloque del Este, las influencias de la música mainstream occidental de aquellos años no llegaron a manos de Laibach y sus miembros, por lo que su estilo evolucionó de manera aislada al de otras bandas europeas.

Es en este mismo contexto en el que surge una de las bandas más exitosas de las últimas tres décadas, los germanos Rammstein, Nacidos en la antigua RDA (Alemania Oriental), el contacto que sus miembros tuvieron con la música occidental fue muy escaso, únicamente tenían acceso a algunos cassettes que entraban de estraperlo a la RDA y al material producido por otros países del bloque comunista. De hecho algunos miembros de Rammstein, como Till Lindemann o Flake Lorentz, han reconocido en numerosas ocasiones que Laibach fueron su mayor influencia a la hora de componer.

Debido a lo arriesgado de su propuesta, empezaron a ser perseguidos por la policía política y son declarados disidentes en 1983. Justo ese mismo año inician un tour europeo en el que visitan países tanto del bloque de Varsovia (comunistas) como países occidentales de corte capitalista. Este tour (The Occupied Europe Tour ’83) hace que su poluraridad en Reino Unido y Alemania se dispare.

Su peculiar mezcla de futurismo, nazismo y realismo socialista consiguió enamorar al público occidental, produciendo en 1985 su debut homónimo, Laibach. En aquellos años fueron tan populares que el mismísimo Stanley Kubrick los llamó para que actuasen como extras en su filme La Chaqueta Metálica.

milan fras laibach ljubljana eslovenia de mayo el cantante lider la banda toca en cankar hall frente audiencia sentada 186917067
Milan Fras, frontman de Laibach. Una especie de Till Lindemann eslavo.

Laibach tuvieron un papel muy importante durante la perestroika y la glásnost particulares de Yugoslavia. Su posición fue muy agresiva contra el ex-presidente yugoslavo Slobodan Milošević, debido al auge nacionalista serbio que este mismo lideró. En 1991 Eslovenia declara su independencia y la banda publica uno de sus discos más exitosos, Kapital, en el que la formación eslava da su particular visión del materialismo histórico y de la experiencia socialista en el este de Europa. Al año siguiente publican Ljubljana–Zagreb–Beograd, un disco en directo en el que recopilan algunas de las actuaciones musicales que realizaron en la Yugoslavia pre-guerra.

En 1994 lanzan al mercado NATO, disco que es una profunda crítica a los conflictos bélicos acaecidos en su Yugoslavia natal tras la caída del socialismo y a la posición de occidente respecto de los mismos. Tras el lanzamiento de este disco vino el Occupied Europe NATO Tour 1994-95. En este tour europeo de la banda llegó a tocar en Sarajevo el mismo día de la firma de los acuerdos de Dayton.

Laibach en Corea del Norte

Tras el fin de la década de los 90’s las guerras yugoslavas llegan a su fin y la banda eslovena disminuye la carga política de sus letras, llevando un perfil más bajo. Hasta que llega el año 2015 y vuelven a ser noticia debido a las implicaciones políticas de su música.

Ese año anuncian de forma sorpresiva un concierto en Pyonyang, capital de Corea del Norte. Declaran que tocarán una mezcla de canciones tradicionales norcoreanas, clásicos del rock occidental y canciones de cuño propio.

Uno de los pocos fragmentos que se conservan del concierto. Las caras de las señoras norcoreanas viendo el primer concierto rock de su vida no tienen precio.

Este hecho tan anodino hizo que los focos cayesen de nuevo sobre ellos, más de 20 años después. El titular «La primera banda occidental en tocar en Pyonyang» hizo que los grandes medios de medio mundo volviesen a hablar de ellos. Desgraciadamente no existe una versión completa del concierto disponible en Internet. Pero el pequeño fragmento antes citado sirve como prueba de la hazaña histórica lograda por Laibach. La música como puente entre diferentes culturas e ideologías.

Laibach
Foto de Laibach tomada en Pyonyang como recuerdo de su estancia en el país asiático.

Tras todo lo expuesto en el artículo, podemos concluir que Laibach son una de las bandas más heterodoxas -y polémicas- que ha dado el Viejo Continente. Una banda nacida en la Europa comunista, perseguida por la policía política yugoslava, principal fuente de inspiración de Rammstein y que han llegado a tocar en Corea del Norte merecía una entrada en esta página web.


¡Muchas gracias por leer este artículo! No dudéis comentar y en seguirnos en nuestras redes sociales:

Facebook: facebook.com/RiffValleyEs
Instagram: instagram.com/riffvalleyes
Twitter: twitter.com/Riffvalleyes
Telegram: t.me/RiffValleyES

X